¿Cómo hacer un DAFO correctamente? Esta es una pregunta que se hacen muchas empresas. El DAFO es una herramienta que se suele utilizar principalmente para detectar y evaluar cuatro variables principales de nuestra empresa y su entorno:

  1. Debilidades (D): hacen referencia a los puntos débiles internos de la propia empresa.
  2. Amenazas (A): hacen referencia a aquellos aspectos del entorno que pueden perjudicar a la empresa.
  3. Fortalezas (F): hacen referencia a los puntos fuertes internos de la propia empresa
  4. Oportunidades (O): hacen referencia a aquellos aspectos del entorno que pueden beneficiar a la empresa.

Sin embargo, el DAFO también puede aplicarse a personas. En lugar de buscar las Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades de la empresa, los buscamos de nuestro equipo humano. De este modo, se convierte en una herramienta de gran valor para el departamento de RRHH.

Veamos a continuación cómo hacer un DAFO enfocado hacia personas.

Descargar guía gratuita

Cómo hacer un DAFO para personas: claves previas

Antes de entrar a analizar cada una de las cuatro variables, veamos algunas cuestiones importantes que debemos tener en cuenta a la hora de enfocarlo hacia personas:

  • El DAFO enfocado a personas puede aplicarse tanto de forma individual como grupal. Es decir, puede realizarse para cada empleado por separado o bien para cada grupo de trabajo (por ejemplo, para cada departamento).
  • Aunque tanto las empresas como las personas evolucionan, lo hacen de forma diferente. A la hora de realizar un DAFO enfocado a personas, hay que tener presente en todo momento el componente humano, con sus implicaciones emocionales y motivacionales.
  • Por ejemplo, si decidimos presentar a cada empleado los resultados de su DAFO, debemos tener especial cuidado para que las Debilidades y las Amenazas detectadas no creen desmotivación.
  • A diferencia de lo que ocurre con el DAFO enfocado a la empresa, a la hora de enfocarlo a personas existe la posibilidad de pedir la colaboración de cada empleado para que ellos contribuyan a la creación de su propio DAFO.
  • El DAFO enfocado a personas puede realizarse tanto durante el proceso de selección de personal como en cualquier otro momento posterior en el que consideremos necesaria una evaluación global.

Ahora que ya hemos visto estas consideraciones previas acerca de cómo hacer un DAFO, veamos las especificaciones de cada una de las cuatro variables.

Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades

Para comprender completamente cómo hacer un DAFO enfocado a personas, es importante tener en mente algunos ejemplos de las cuatro variables para que nos sirvan como referencia a la hora de buscar y encontrar más:

  1. Debilidades. Aspectos relacionados con el desconocimiento de determinados tipos de información (por ejemplo, no saber de marketing), falta de determinado tipo de destrezas (por ejemplo, tener un nivel bajo de alfabetización informática), desmotivación o problemas emocionales…
  2. Amenazas. Incertidumbre laboral, leyes que posibilitan la pérdida de derechos para los empleados, reducción de salario, mayores exigencias debidas a la evolución del sector de la empresa…
  3. Fortalezas. Son principalmente lo opuesto a las Debilidades: amplios conocimientos sobre un tema, elevado nivel en determinadas destrezas, motivación, inteligencia emocional, creatividad…
  4. Oportunidades. Son principalmente lo opuesto a las Amenazas: garantías legales para los trabajadores, oportunidades formativas para ampliar conocimientos y destrezas, posibilidad de aumentos de salario, incentivos como la retribución flexible

Cómo hacer un DAFO relacionando las cuatro variables

Ahora que ya hemos visto algunos ejemplos para detectar posibles Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades, para terminar de comprender cómo hacer un DAFO solo nos queda relacionar estas cuatro variables entre sí para que el DAFO cumpla con su cometido.

Las formas de relación se establecen a partir de las siguientes preguntas:

  • ¿Cómo pueden influir las Amenazas en las Debilidades de los empleados?
  • ¿Cómo pueden las Debilidades limitar el desarrollo de Fortalezas?
  • ¿Cómo pueden las Fortalezas contrarrestar las Debilidades?
  • ¿Cómo pueden las Oportunidades contrarrestar las Amenazas?
  • ¿Cómo pueden las Oportunidades aumentar el desarrollo de las Fortalezas?
  • ¿Cómo pueden las Amenazas limitar el desarrollo de las Fortalezas?
  • ¿Cómo pueden las Debilidades convertirse en Fortalezas?
  • ¿Cómo pueden las Amenazas convertirse en Oportunidades?

La respuesta a este tipo de preguntas a través del pensamiento creativo es lo que permitirá aprovechar al máximo lo analizado en el DAFO.

Descárgate la guía

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.