El blog de Edenred: el impulso para tu empresa

5 consejos para tener un buen ambiente en el trabajo

Tener un buen ambiente de trabajo es esencial para la motivación de los trabajadores y para aumentar la productividad de la empresa. A continuación te contamos algunas de las propuestas más eficaces para conseguirlo. 

Descargar guía gratuita "Cómo tener empleados felices con la Retribución Flexible"

Qué es un buen ambiente de trabajo y por qué favorecerlo 

Se habla de un buen ambiente de trabajo como el conjunto de características y condiciones que hacen que los trabajadores estén satisfechos con su trabajo. De este modo, se trata de un espectro muy amplio, que incluye no solo las condiciones físicas más inmediatas en las que los empleados realizan su tareas, sino otros aspectos menos tangibles, como pueden ser el salario, la conciliación familiar, o la relación con los compañeros. 

Todos estos elementos son importantes tanto desde el punto de vista del trabajador como de la propia empresa. En el caso del trabajador, un buen ambiente de trabajo garantiza su bienestar en la empresa y la satisfacción con el trabajo desempeñado. Mientras, en el caso de la empresa, el buen ambiente laboral asegura la retención del talento y una mayor productividad. Por todo ello, se trata de un objetivo al que se debe aspirar, tanto por parte de los empleados como desde la propia compañía. 

5 consejos para tener un buen ambiente en el trabajo

Existen distintas fórmulas que ayudan a favorecer un buen ambiente en el trabajo. Sin embargo, algunas de las más importantes, y que no pueden faltar en cualquier empresa, son las siguientes. 

1. Cuidar el espacio físico de trabajo 

Una de las recomendaciones principales a la hora de favorecer un buen ambiente de trabajo es prestar la atención que se merece al espacio físico en el que se trabaja. No es lo mismo trabajar en una oficina que hacerlo de cara al público y, por ello, la adecuación del espacio de trabajo deberá ser personalizada y adaptada a las condiciones de cada empresa y empleado. Trabajar en un espacio cómodo, visualmente agradable, con buena ventilación y con una temperatura de confort adecuada son elementos que contribuyen de forma ingente a desarrollar un ambiente de trabajo agradable. 

2. Contar con áreas de descanso adecuadas 

Además de cuidar el espacio físico de trabajo, también es importante que el lugar de trabajo cuente con espacios de descanso adecuados. Estos espacios deben ser distintos del área de trabajo en sí, y deben contar con las condiciones y la infraestructura necesaria para que los empleados puedan descansar correctamente antes de retomar su tarea. 

3. Acciones de team building 

Los compañeros son un elemento clave a la hora de lograr desarrollar un buen ambiente de trabajo en cualquier compañía. Por ello, llevar a cabo acciones de team building es esencial para desarrollar lazos entre las personas que trabajan conjuntamente y mejorar su relación. Estas acciones pueden ser internas o externas, lo esencial es asegurar que se trate de tiempo de calidad en el que conocerse mejor y estrechar la cercanía entre los empleados.

4. Facilidades para la conciliación laboral y familiar 

La conciliación entre la vida laboral y familiar es una pieza clave a la hora de conseguir que el trabajador se encuentre satisfecho con su puesto laboral y, en consecuencia, pueda contribuir en la creación del buen ambiente de trabajo. Ciertas iniciativas, como por ejemplo Ticket Guardería, facilitan mucho la posibilidad de conciliar vida laboral y vida laboral con éxito, por lo que son un estímulo muy eficaz si se busca garantizar que los trabajadores con hijos puedan integrarse correctamente con el equipo de trabajo en su conjunto. 

5. Comunicación y confianza 

Uno de los elementos que no puede faltar cuando se quiere fomentar un buen ambiente de trabajo es la comunicación y confianza entre los distintos trabajadores (incluidos también los mandos medios y altos). Cuando existe confianza y la comunicación es fluida y clara, se evitan muchos malentendidos y situaciones que pueden llevar a conflictos laborales.

Aprender a desarrollar la comunicación interpersonal mediante cursos o talleres especializados es una de las actividades que más puede llegar a favorecer el desarrollo de un buen ambiente de trabajo donde todos los trabajadores se sientan seguros e integrados en la empresa. 

New Call-to-action
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.