Uno de los impuestos que se pueden desgravar a la hora de realizar los pagos fiscales correspondientes a empresas y autónomos es el IVA. El IVA (Impuesto sobre el Valor Añadido), es un impuesto que se le añade a prácticamente cualquier bien y servicio que se consume, y es recaudado por la Agencia Tributaria. Sin embargo, en ciertas ocasiones, se puede solicitar lo que se conoce como devolución del IVA, que no es otra cosa que pedir que este impuesto (o parte del mismo) sea devuelto por parte del fisco. 

Qué es la devolución del IVA

La devolución del IVA es el proceso a través del cual la Agencia Tributaria devuelve la totalidad o parte del IVA recaudado a un sujeto pasivo (es decir, a la persona física o jurídica que hace frente al pago en cuestión). No obstante, para poder solicitar la devolución del IVA, es necesario que se den ciertos elementos concretos que lo permitan. Esto significa que no cualquier persona que haya pagado el IVA puede solicitar su devolución. 

Descargar guía gratuita

Aunque pueden darse casos específicos, por lo general, lo habitual es que la devolución del IVA se lleve a cabo en aquellos gastos que estén asociados a la actividad económica de algunos trabajadores (por ejemplo, en el caso de los trabajadores autónomos), o en aquellos casos en los que se haya pagado más IVA a lo largo del año del que se haya recibido (por ejemplo, en el caso de empresas que compran y venden productos sujetos a pago del IVA). 

Funcionamiento general del impuesto

Hay que tener en cuenta que se está hablando de la devolución del IVA. Es decir, se solicita la devolución porque previamente se ha pagado. Esto significa que, en cualquier actividad económica que permita la devolución del IVA, será necesario pagarlo previamente durante el transcurso de dicha actividad y, más tarde, solicitar su devolución a la Agencia Tributaria. 

 

Debido precisamente a esta cuestión, es necesario guardar toda la documentación asociada a este tipo de pagos, es decir, facturas y tickets relativos a los gastos de la actividad económica en cuestión. Esta documentación será la que servirá para dar fe de que los gastos en forma de IVA se han producido y, en consecuencia, los que demostrarán que se puede tener derecho a su devolución según los estándares estipulados por la ley. 

Procedimiento de la devolución del IVA

Por lo general, la devolución del IVA se solicita con la última declaración de IVA, y es entonces cuando el fisco deberá proceder a llevar a cabo la liquidación provisional. A continuación, cuando la liquidación provisional sea ejecutada y el fisco dé su visto bueno y la apruebe, la Agencia Tributaria contará con 30 días hábiles para llevar a cabo la devolución

 

Por otro lado, hay que tener en cuenta que la devolución del IVA se realizará siempre en forma de transferencia bancaria para evitar posibles usos fraudulentos. La cuenta bancaria en la que se realizará el ingreso correspondiente a la devolución ejecutada será la misma que haya indicado el sujeto pasivo en cada caso. Por lo general, suele ser la misma que está asociada a la actividad económica del autónomo o de la empresa en cuestión. Sin embargo, esta cuestión es meramente funcional, ya que la devolución podrá ser efectuada en cualquier cuenta que facilite en sujeto pasivo en cuestión. 

 

De hecho, existen formas muy eficientes y cómodas con las que se puede realizar la devolución del IVA de manera más rápida y sencilla, algunas de ellas son Corporate o Ticket Dietas

 

En este sentido, Corporate es una aplicación que permite registrar todos los gastos profesionales sin necesidad de tener que guardar físicamente los tickets o facturas. Además, permite recuperar el IVA de las comidas en los establecimientos asociados, lo que agiliza con creces el proceso y la comodidad para el usuario. 

 

Por su parte, Ticket Dietas permite gestionar los gastos de las comidas de los empleados desde una misma aplicación y las tarjetas individuales de cada uno de los empleados. De esta forma, todas las gestiones de los gastos cuando los empleados comen fuera están unificadas y digitalizadas, lo que facilita su propia gestión y, además, permite que la devolución del IVA se lleve a cabo de manera mucho más rápida y sencilla. 

 

New Call-to-action

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.