Dinámicas de motivación para teletrabajadores

La pandemia de COVID-19 ha introducido cambios en la mayoría de empresas, como la necesidad de que las personas del equipo ahora trabajen en remoto. Las dinámicas de motivación para teletrabajadores ayudan a superar uno de los desafíos que este enfoque plantea, el de descenso de la moral de profesionales que estaban habituados a realizar sus tareas en un entorno muy diferente.

Cuando se pasa de ser un equipo combinado de trabajadores en la oficina y remotos a trabajar toda la plantilla de forma remota, existen consideraciones importantes. Los encargados de la gestión del negocio requerirán previsión y la toma de medidas que ayuden a garantizar que el equipo permanezca motivado y productivo en su nuevo entorno virtual.

New Call-to-action

A continuación, se proponen algunas dinámicas de motivación para que todo funcione en el entorno virtual, tan bien como cuando se trabajaba con mayor cercanía física.

Dinámicas de motivación que elevan la moral de una plantilla remota

Brindar apoyo a los miembros del equipo a la medida de sus necesidades

Hablar de forma proactiva con cada miembro del equipo individualmente sobre la nueva situación permite evaluar cómo se sienten. También facilita entender cuál es el nivel de apoyo que se requiere para que el planteamiento virtual funcione.

Por ejemplo, algunas personas pueden desear mantenerse en contacto cercano y se sentirán mejor con comentarios y refuerzos frecuentes. Otros pueden ser bastante independientes y requerir un contacto menos frecuente con gerencia y compañeros.

Dinámicas de motivación: plantear un encuentro informal los viernes o los lunes, para tomar café y compartir experiencias a través de la pantalla.

Mantener la dinámica del equipo

Cuando se trabaja en la oficina, es fácil disponer de una sala de conferencias para las reuniones del equipo que permite mantener a todos conectados y en sintonía. En un entorno de trabajo virtual, deben evaluarse las herramientas que se necesita como equipo, para poder funcionar de manera similar a como se hacía en la oficina.

Es preciso dejar tiempo para que el equipo aprenda las nuevas herramientas o tecnología que se están introduciendo.

Dinámicas de motivación: conviene asegurarse de programar sesiones de equipo con regularidad para eliminar el riesgo de que sus miembros se sientan aislados. Al realizar las reuniones del equipo, hay que brindar a todos la oportunidad de ser escuchados y participar en la conversación.

Mantener las políticas de reconocimiento

Los líderes efectivos reconocen el desempeño de su equipo. Lo que solía ser una conversación informal junto a la máquina de café, hoy día debe adaptarse a un entorno de trabajo virtual. Esto significa hacer un esfuerzo consciente para reconocer públicamente las contribuciones especiales tanto de los individuos como de todo el equipo. Ese esfuerzo adicional de los gerentes ayudará a reforzar la atmósfera del equipo y ayudará a motivar aún más a cada miembro del equipo.

Dinámicas de motivación: aprovechar una aplicación como “paseo de la fama” para reconocer las mejores aportaciones de los miembros del equipo, de forma que todos puedan acceder a ellas y comentar, si lo desean, para unirse a ese reconocimiento.

Estar disponible

Cuando se está en la oficina, los empleados pueden pasar en cualquier momento a hablar con el responsable de negocio o gerente, o pararse a hablar con él si se encuentran por el pasillo. Los cambios dinámicos en un equipo virtual y las discusiones improvisadas no son tan fáciles. Considere la posibilidad de adaptar su horario para que las personas puedan acceder a él. Ya sea por teléfono, correo electrónico o mensajería instantánea, sea lo más receptivo posible con los miembros de su equipo. Esto contribuye en gran medida a establecer un sentido de confianza en que usted está ahí para ellos.

Dinámicas de motivación: completar cada email con un acceso directo al propio calendario de trabajo, para ofrecer al receptor la libertad de ver la disponibilidad, por si quiere agendar una reunión.

Además de estos consejos y dinámicas de motivación, es recomendable asegurarse de que las reuniones individuales y de equipo se maximicen para fomentar la comunicación. Las videoconferencias son fáciles de organizar y existen muchas herramientas gratuitas que permiten mantenerlas. Si se puede, es buena idea grabar las reuniones y enviarlas después con notas resumidas para asegurarse de que los puntos clave lleguen a todos. También se puede hacer un seguimiento con los miembros del equipo para asegurar su comprensión.

Estos son tiempos difíciles de cambio para todos. Tomar medidas proactivas para suavizar los desafíos de pasar de la oficina a un lugar remoto es de gran ayuda para ayudar a las personas a sentirse bien y más seguras para asumir esta nueva situación.

No lo dejes para mañana, ya puedes empezar a aplicar estas dinámicas de motivación con tu plantilla remota.

New Call-to-action

Artículos relacionados

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.