El blog de Edenred: el impulso para tu empresa

Factura rectificativa: qué es y cómo usarla

Toda factura rectificativa está asociada con una ordinaria presentada en un trimestre anterior y en la que se había cometido algún tipo de error. Se trata de dos documentos distintos, por ello, presentan una numeración diferente.

La factura rectificativa será, por tanto, de fecha posterior a la factura original, aunque nunca excederá en cuatro años de la de creación de aquélla, ya que este es el plazo máximo permitido para darse cuenta del fallo cometido y enmendarlo.

Ahorra con Ticket Gasolina HAZ TU PRIMER PEDIDO AQUÍ

¿Cuándo se puede expedir una factura rectificativa?

La web de la Agencia Tributaria especifica las situaciones en que está aceptada esta solución, concretando los casos en que es obligatorio recurrir a la factura rectificativa. En concreto, se trata de los siguientes supuestos:

  • Fallos en el cálculo de las cuotas repercutidas del IVA.
  • Inobservancia de los requisitos de facturación recogidos en los artículos 6 y 7 del Reglamento.
  • En el caso de que haya sido preciso modificar la base imponible del IVA por circunstancias recogidas en el artículo 80 de la Ley del IVA, como que el cliente haya entrado en concurso o que las cuotas repercutidas resulten incobrables o se produzca la devolución total o parcial de un pedido, entre otros.

Cuando no se haya llegado a liquidar el IVA no será preciso echar mano de este recurso. En este supuesto, sería suficiente con enviar una nota de crédito.

Cómo se hace una factura rectificativa

La factura rectificativa permite enmendar un error. Lo que no todos los empresarios de PYME saben es que este recurso no solo sirve para subsanar el fallo en una factura emitida, sino que también es la solución para rectificar varias facturas con errores, siempre que se identifique cada una adecuadamente en el documento.

Una vez se ha constatado es preciso hacer constar el número y la fecha de emisión de cada factura que se desea rectificar y asignar a la factura rectificativa una numeración diferente a la que tenía la original.

Al elaborar este documento, es conveniente consultar los requisitos que determina el Reglamento de Facturación en sus artículos 6 y 7, citados en líneas anteriores.

Se trata de una gestión que no entraña gran complejidad, aunque, como todo trámite manual, merece ser revisado con especial atención para evitar que se cometan nuevos fallos. Con el objetivo de minimizar errores y el riesgo de incumplimiento que conllevan, son muchos los empresarios que optan por automatizar su facturación.

Las facturas electrónicas son algo habitual en los negocios hoy día y, cada vez más frecuente también el recurrir a soluciones tecnológicas que, a través de una app gestionan facturas, las unifican y preparan para obtener descuentos y devoluciones de IVA. Es el caso, por ejemplo, de Ticket Gasolina, que permite beneficiarse de una interesante rebaja en cada repostaje a la vez que normaliza las facturas de combustible. ¿Te parecía posible olvidarte de guardar los tickets de las comidas y la gasolina? ¿Quieres avanzar hacia una gestión contable simplificada y libre de errores?

New call-to-action
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.